El concejal Carlos Mario Mejía Múnera, del Partido Liberal, ha sentido en los últimos días una especie de complot, para disminuir su popularidad y aspiraciones a ser nuevamente corporado.

Conservadores que están molestos con el ex senador Eugenio Prieto Soto porque renunció y cerró posibles apoyos a Gabriel Jaime Rico Betancur, estarían detrás de algunos comentarios tales como que Mejía Múnera quería la venta de EPM.

Esos mismos azules estarían aprovechando también la llegada del diputado liberal Adolfo León Palacio Sánchez y el representante Julián Bedoya Pulgarín a la campaña de Carlos Mario Montoya Serna (Gobernación) para decir que Prieto Soto y el concejal están derrotados.

Las especulaciones apuntan a que con la aspiración al Concejo de Medellín de Adolfo León Palacio Sánchez y Héctor Jaime Garro Yépez, el “Flaco” no tendría nada qué hacer.

Aunque es cierto que estos nombres tienen estructura y vocación de poder, es importante resaltar que si Prieto Soto se gana el aval del Partido Liberal para aspirar a la Alcaldía de Medellín, y logra peso en la Unidad Nacional, el panorama jugaría en favor de Mejía Múnera.

Si la política fuera tan fácil de presagiar, las corporaciones estarían llenas de los mismos con las mismas y no hubiera cambios generacionales  como lo hemos visto en la región.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí